Un grupo de 10 abogados penalistas crearon un equipo llamado “Defensa Carabineros” con el objetivo de representar y asesorar legalmente a uniformados investigados o agredidos durante las movilizaciones sociales desde que estalló la crisis social el viernes 18 de octubre.

El equipo está encabezado por los abogados Mario Vargas y Jorge Martínez, junto al ex general subdirector de Carabineros, Julio Pineda (vinculado con la filtración de la hoja de vida del general (r) Hermes Soto); quienes ya están trabajando con funcionarios policiales que se encuentran imputados en procesos penales.

Vargas, un ex defensor público, enfatizó que los uniformados no tienen miedo de salir a la calle “enfrentando el desorden social”, sino que de no tener un debido proceso.

Los juristas mencionaron que las manifestaciones han dejado muchas víctimas y recordaron que entre ellas hay carabineros que, según sus cifras, ascienden a más de dos mil heridos que no tendrán la posibilidad de defenderse por los costos económicos, personales y profesionales.

Además, enfatizaron que el proyecto es una idea autofinanciada y no solo contempla un equipo de abogados penalistas y expertos en Derechos Humanos, sino que también tienen apoyo de peritos y psicólogos a cargo de atención a víctimas y sus familias.

Actualmente, el equipo está a cargo de representar a los tres carabineros que fueron atacados por una turba en la comuna de Recoleta mientras estaban en una radiopatrulla y al mayor Humberto Tapiaacusado de disparar al interior del Liceo 7quien fue formalizado por el delito de apremio.

FUENTE:BIBIOCHILE.CL